El blog de 道


Un camino espiritual no-dual: el yoga de concentración o mindfulness (III)
30/03/2020, 7:07 am
Filed under: Uncategorized

El siguiente paso del proceso es más trascendental pues implica la aparición de la mente realizada o despierta.

El proceso siempre será el mismo, primero ocurrirán flashes o kenshos en tradición zen (uso siempre esa palabra zen por comodidad) en los cuales nos encontramos de repente en esa mente despierta o realizada, una mente que puede “solo-ser”. Eso es “ver al buey” en el zen.

Esa mente, la notarás diferente, muy especial. Incluso hay quién cree “haberse iluminado”. Aunque eso es bastante inocente (y no cuadrará con su realidad) también es comprensible que este primer paso en lo trascendente nos ilusione y quizá confunda.

No sé si es gracioso o triste o una muestra de cuán perdidos estamos todos, que lo que solamente es la fase superior del primer yoga Mahamudra se pueda llegar a confundir con budeidad o iluminación o ser un jnani o cualquier otro estado completo o incluso relativamete completo…

Esa situación de kensho, muy probablemente se perderá (minutos, horas o días, no muchos días) y el trabajo del practicante será: primero identificarla como tal, es decir identificarla como que ese es el estado al que se dirige, aprender a volver a él, que no es nada fácil pues cuanto más lo ansias más te alejas, (recuerda ¡pacifica!) y luego volver a él continuamente hasta que se vuelva estable.

Curiosamente la situación de mente mindful callada ocurre siempre en meditación primero y los kenshos suelen ocurrir en el día a día… cuando menos te lo esperas… No me preguntéis por qué, no lo sé.

El evento en sí, de tener un Kensho, es y no es espectacular. No lo es porque no van a aparecer visiones de dioses, planos astrales, ni ninguna maravilla por el estilo, incluso porque a nivel del cambio mental lo que ocurre es mínimo, pero siempre que se vive, maravilla y no se tienen dudas de que está ocurriendo algo extraordinario. Si tienes dudas, no es eso. Este consejo me lo dio Anurag Jain hace muchos años y no se equivocaba (yo estaba justo en este punto).

Y como se comentaba hace unos días, todo cambia porque aunque seguimos estando en tierra de nadie, quizá más que nunca, pues el Kensho se pierde, pero ahora sabemos con seguridad que hay otras formas de existir. Y eso no es baladí. Al contrario puede suponer una (sobre)dosis de motivación importante.

Reconocida la mente despierta como tal, debemos en primera instancia aprender a volver a ella.

Aquí suele surgir un problema de ansiedad, porque tal como hemos dicho, la intraquilidad y emociones negativas nos bloquean el acceso a la mente despierta (las positivas y la paz, lo contrario), por tanto la ansiedad por volver a ella, incluso de baja o bajísima intensidad, nos aleja de ella. Aquí ya estás empezando a jugar en primera división y las sutilezas marcan la situación.

Lo que en el sistema-mente llamamos “el sujeto” aquel que desea, ansía y quiere cosas, debe apartarse para dejar surgir la mente despierta, esto sería equivalente al “dejar ir”, abandono, entrega, surrender, etc.. predicado por los maestros.

Este problema del perderlo por las ganas de llegar a él, es tan habitual que en inglés le han puesto nombre, es el síndrome de “I’ve got it, I’ve lost it” (lo tuve, lo perdí).

Esta situación aparte de frustrante, suele sorprender porque todavía se cree en la idea naive de la iluminación total, súbita y permanente, aunque tal cosa no existe que me conste… e incluso que le ocurriera a una persona de un millón (como dice la tradición), poco nos aportaría…

A menudo el practicante cree que falla algo en él en concreto, cuando en realidad todo va sobre ruedas y en la dirección correcta… si uno deja de ansiar objetivos… y tal como muestran los modelos tradicionales usados aquí.

Este no ansiar es el famoso mushotoku zen.

Otra posibilidad habitual de esta situación es que el practicante acabe, ante la imposibilidad de revivir la experiencia, convencido de que “esto ocurre por Gracia Divina o azar” y se relaje pues él no puede hacer nada. Esto no está mal siempre que el practicante continúe con sus prácticas pues tenemos una situación favorable: “humildad, relax, entrega y práctica diligente”… pero si sigue con su vida samsárica anterior porque “no depende de él” y abandona la práctica porque cree que no aportó nada al Kensho, entonces su camino espiritual seguramente termina ahí y siempre recordará con cariño esa “Gracia Divina” que una vez recibió y que nunca volvió…

No digo que no se pueda tener un Kensho sin práctica, puede ocurrir y ocurre, por eso considero que su factor principal es vipasánico y no basado en samadhi, pero sí digo que no es posible estabilizarlo sin práctica, o al menos, que así es para la mayoría de los seres humanos. De hecho, estabilizarlo, es práctica. No hay diferencia. La cuestión es si sabes qué práctica es esa y cómo debe ejecutarse.

Finalmente otro escenario posible a estas alturas, sería creerse un iluminado o algo cercano a ello porque se ha pasado por esa experiencia (realmente siempre queda algo que no se pierde), y por tanto puede dedicarse a hacer de maestro y abandonar esa “humildad, relax, entrega y práctica diligente” construyendo un nuevo personaje del que volverse esclavo. Un personaje que si tiene la desgracia de no poder profundizar en su despertar, además será una estafa para todos, especialmente para él mismo.

Durante el proceso ahora alternaremos, pues, tres mentes: la reactiva, la mindful y la realizada que no es más que la mindful pero siendo capaz de existir de forma autónoma sin contenidos mentales apegados.

Pero si todo va bien, con la estabilización total (¿satori en zen? quién sabe) de esta mente realizada concluiría el primer yoga Mahamudra, y el buey Zen estaría domado.

Por estabilización quiero decir, y esto es importante entenderlo, que la mente mindful desaparece totalmente, siempre que estemos mindful estaremos en la mente realizada sin esfuerzo alguno. Y de hecho el mindfulness se vuelve más fácil (y en cada yoga posterior más aún). Aunque ya no es exactamente el mismo mindfulness. De hecho finalmente en el último yoga al mindfulness se le llamará literalmente en tibetano “sin-mindfulness” (y a la meditación no-meditación o sin-meditación).

A esta situación de estabilización total de la mente realizada o despierta, por aquí la llamamos Despertar aunque es un término bastante “contaminado” y que se usa demasiado para demasiadas cosas. Un término más técnico y exacta es simplemente concluir el primer yoga y realizar la esencia de la mente.

Seguimos


14 comentarios so far
Deja un comentario

la esencia es simple

Le gusta a 1 persona

Comentario por hapax

“No sé si es gracioso o triste o una muestra de cuán perdidos estamos todos, que lo que solamente es la fase superior del primer yoga Mahamudra se pueda llegar a confundir con budeidad o iluminación o ser un jnani o cualquier otro estado completo o incluso relativamete completo…”

Para mí es sobre todo lógico. Hay miles de terminologías, como bien dices no se explica antes a qué nos referimos con cada una… Y si tienes la experiencia no siempre sabes cómo llegaste ahí o cómo recuperarla. Lógica también forzar que se repita, añorarla o también abandonar toda búsqueda y confundir lo a-causal con lo azaroso.

Aquí se ven más claras las estructuras y aún así a veces cuesta, hablo por mí mismo y mi falta de habilidad.

Si no es mucho pedir, una serie sobre los hilos que nos conectan con el mundo (como el que comentabas con tu pareja, o con la gente del blog, o con amigos) que no sé si de alguna manera se puede vincular al problema del contacto y al modo “correcto”o “idóneo” de contactar ( que yo entiendo como perceptivo o perceptivo + elaborativo). A veces parece que se sugiere no relación y contacto (vía fría) y otras veces caliente (a través de la compasión), pero una parece indicar el hilo fino y el otro un vínculo más fuerte.

Gracias, as always. Que mantengas un fuerte hilo con el blog 🙂

Le gusta a 2 personas

Comentario por Jose

Si no es mucho pedir, una serie sobre los hilos que nos conectan con el mundo (como el que comentabas con tu pareja, o con la gente del blog, o con amigos) que no sé si de alguna manera se puede vincular al problema del contacto y al modo “correcto”o “idóneo” de contactar ( que yo entiendo como perceptivo o perceptivo + elaborativo). A veces parece que se sugiere no relación y contacto (vía fría) y otras veces caliente (a través de la compasión), pero una parece indicar el hilo fino y el otro un vínculo más fuerte.

No hay mucho que contar, es tan sencillo y a la vez fuente de tanta confusión: es simplemente amar sin apego.

Me parece increíble cuando alguien parece indicarme que no sabe que es eso. ¿No lo sabemos o no queremos soltar nuestros apegos?

Quizá este cuento es la mejor forma en que se me ocurrió explicarlo en su momento:

https://blogdetao.org/2011/03/09/dana-paramita/

Anoche me vino a la cabeza y pensé: la enseñanza espiritual hoy día, es casi lo mismo… 😀 😀 😀

Otra cuestión, son las técnicas (confundimos técnica y situación continuamente). Las técnicas pueden ser meditativas o de otro tipo, aquí son sobretodo meditativas. Pero el no-contacto no es más que eso, un medio útil.

Además es que el único amor posible que sea puro ha de ser siempre sin apego, si no estará contaminado de egoismo en mayor o menor grado.

Luego es que además, a lo que se le suele llamar amor, no es amor, no del todo… nunca será amor del todo hasta que sea sin apego.

Así que la pregunta no es como amar sin apego pues ese es el único amor que existe, realmente, la pregunta es ¿ya sabes identificar con cuantas cosas mezclas tu amor cuando lo ejerces? ¿cuando apego y en que forma hay en ese objeto de tu amor? Es una buena práctica vipassana.

Un abrazo.

Le gusta a 1 persona

Comentario por

No deberíamos llamarlo amor, lleva marca propia, la de cada cual. Toma forma al principio, en el origen, antes del tiempo. Por eso ni está condicionado, ni tiene, ni guarda nada. Si pudiéramos olvidar el tiempo…

Me gusta

Comentario por hapax

Mi sentimiento es que todo contacto es efímero, que los momentos que vivo, sobre todo en estos días son únicos y no se repetiran, ¡es tan inutil apegarse a algo que se escurre continuamente! Pero no puedo evitar el deseo de seguir amando egoistamente a mis hijos, al camino espiritual y la vida que vislumbro. Solo confío en que el proceso disuelva estos apegos sin demasiado sufrimiento. Lamentaria perder este blog, pero si asi fuera ya es parte de las mejores cosas de mi vida. Gracias webmaster y gracias a los participantes.

Le gusta a 2 personas

Comentario por JuanV

❤ ❤ _/_ realizar, ya, que todo va a perderse es liberador, pero no es fácil. Te envío un gran abrazo.

Le gusta a 1 persona

Comentario por

Ok…

Se confunde tanto el no apego con el desprecio o la cobardía o incluso la manipulación que aunque sea sencillo de nuevo mucha terminología no ayuda.

Así que gracias.

Ahí creo que no voy mal, quizá porque he sufrido lo suficiente. Trato de ver cada momento como el último, incluidas personas. Coincido con JuanV que con los hijos cuesta más. Al menos hasta la adolescencia :).

Abrazos y gracias!!!

Le gusta a 2 personas

Comentario por Jose

Pregunta: Hola soy nuevo, me llamo Andrés usted ya contesto amablemente a una de mis preguntas, le agradezco de corazón se que no viene al caso, soy algo nuevo. La pregunta es si eso del karma es algo que temer, no es como el covid 19 que es contagioso u algo, digamos que por estar con una persona mala me lo pega, o que por el contrario si eres malo y pillas u acumulas mal Karma tu vida se va a la mierda. Yo pienso que debo olvidarme del tema pero en caso opuesto como me descargo del mal karma. Lo debo ver como un castigo del universo etc. O por el contrario el universo es siempre bueno aunque sea malo y definitivamente no tengo que preocuparme por el Karma? Y si no existe le estoy más agradecido por aclararmelo y tamb al universo, Gracias. Perdóneme si le molestó mucho esta será la última vez, estoy saliendo de mis miedos pero es difícil.

Me gusta

Comentario por Andres

El universo no es ni bueno ni malo, solo tu mente sabe de bueno y malo. El universo es neutral. Que el leopardo se coma a la gacela no es ni bueno ni malo, es solo el ser humano que discrimina.

Ánimos.

Me gusta

Comentario por

Un besaso hermoso ya no mas tendre miedo, Muchas gracias, Muchas gracias de todo corazón! Y abrazaco.

Le gusta a 1 persona

Comentario por Andres

❤ Un fuerte abrazo Andrés.

Me gusta

Comentario por

Siento mucho agobiarlo con otra pregunta, le agradezco su paciencia y solidaridad si no es mucha molestia me podría comentar eso de “la mente” no es algo así como un injerto a tu cerebro por parte del universo para controlar lo que está bien y mal? Cómo usted bien dice no existe bien ni mal por lo cual soy libre? La mente más bien es como varios procesos de pensamiento pero en escencia no existe, verdad? No es algo a temer? Yo tengo control sobre ello? Osea lo que genere la mente son solo ilusiones ya se vean muy reales? Tales como paraiso, bueno y malo etc! En síntesis yo decido, yo soy libre, si es así es demasiado hermoso, perdoneme pero recién estoy saliendo de una psicosis estoy pidiendo ayuda pero sus comentarios son los que más me ayudaron, un saludo y que vaya bien la cuarentena.

Me gusta

Comentario por Andres

No, el bien ni el mal existen como tales. No hay injerto alguno, cada cual opina diferente. El árabe cree que está mal comer cerdo, el cristiano no. ¿Quién tiene razón? Ninguno, claro. No son ni tan siquiera ilusiones, son ideas adquiridas y tradiciones.

¿Es bueno o malo comer carne? Para mi es terrible, pero no diré que nadie es MALO porque lo haga. Simplemente prefiero no dañar otros animales.

Usted no ha de dedicar su vida a obtener de los demás (o de usted mismo) juicios sobre si lo que hace es bueno, usted no puede hacer depender su felicidad de lo que los demás opinen, pues con ello les estaría dotando de una sabiduría que realmente no tienen. Usted debe entender que no hay nadie que deba juzgarlo y que si lo hace, no es necesario hacerle el menor caso.

Usted solo debe ser coherente con los principios que sienta que son correctos para usted y llevar una vida lo más honesta que pueda. Eso es todo. Y solo eso ya no es poco. Pero incluso en el caso de no poder cumplir con ellos, si se ha hecho todo lo que esté en su mano, incluso entonces, ya ha hecho todo lo debe ser hecho.

Me gusta

Comentario por

Sería el último comentario que escribo, si tiene la amabilidad, por favor, se lo pido. Y muchas gracias por todo quiera o no me ayudado mucho.

Me gusta

Comentario por Andres




Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .



A %d blogueros les gusta esto: