El blog de 道


El Sistema-mente v2020: El sujeto (II)
07/02/2020, 7:07 am
Filed under: Uncategorized

Algunos detalles finales sobre eso que solemos identificar como sujeto:

El apego o anhelo surgiendo en la consciencia genera la dualidad entre los contenidos de la consciencia, sean los que sean, que son el “objeto” de anhelo y la función que ansía esos contenidos (y que aquí llamamos sujeto), eso construye el teatro cartesiano comentado anteriormente.

Así que esa intención o anhelo, crea la dualidad percibida actualmente en tu mente por eso se ha mantenido la denominación de “sujeto” para hablar de todo esto que en realidad es la función que gestiona anhelos o intenciones.

Así queda establecida la dualidad perceptiva entre sujeto (que ansía) y objeto (del anhelo), lo que nos hace que parezca que hay un sujeto mirando algo exterior a él, pero eso no es más que una construcción de la mente para reflejar esa situación.

Por supuesto, lo repito, no hay sujeto real, cuando hablamos de sujeto siempre debemos leer “sujeto aparente” o simulado (como parte que es del teatro cartesiano). Es simplemente la forma en que la mente estructura la intención para ir hacia o para huir de un contenido de la consciencia y todas las acciones que de ello se deriva (emoción primero y luego acción).

En ausencia del sujeto (o la función de intención o anhelo, como desees llamarlo) la consciencia-qualias no tiene contrapartida y no se percibe dualidad o teatro cartesiano. La atención ya no es vista tampoco como un sujeto, sino como una función más que opera en ese campo de qualias.

Al legar al estadio de no-dualidad o Brahman pertinente, esto ya no pasa casi nunca, el teatro cartesiano está ausente por defecto y de forma natural, y por eso es mucho más fácil verlo, pues las pocas veces en que surge un ansía o rechazo de cierta entidad, el teatro cartesiano parece intentar reconstruirse en su forma dual, pero ahora ya es solamente visto como un “teatrillo” poco creible y el rechazo que genera tal forma mental es suficiente para que ese ansiar y rechazar sean vistos cada vez más como algo a evitar.

Y así se explican algunas frases zen como esta famosa, y muy acertada:

El Gran Camino no es difícil para aquellos que no tienen preferencias. Cuando ambos, querer y odiar, están ausentes todo se vuelve claro y diáfano. Haz la más mínima distinción, y el cielo y la tierra se distancian infinitamente. Si quieres ver la verdad, no mantengas ninguna opinión a favor o en contra. La lucha entre lo que a uno le gusta y lo que le disgusta es la enfermedad de la mente.

– Jianzhi Sengcan (鑑智僧璨) en Hsin Hsin Ming (信心銘)


12 comentarios so far
Deja un comentario

«Incluso una persona iluminada no tiene control sobre qué pensamiento va a venir. El pensamiento no es el ego, el pensar es el ego. Partiendo de la onda de probabilidades, en cualquier momento algo le sucede a alguien. Cuando esa onda cuántica colapsa, algo sucede; surge un pensamiento, surge un deseo y pasa una fracción de segundo antes de que el cerebro reaccione y la mente-ego inmediatamente tome posesión y diga que es mi-pensamiento, mi-deseo».
(Ramesh Balsekar)
Y es así como surge la sensación, noción o sentimiento del hacedor, de la autoría, del agente o núcleo. Y es así, tal como explicas, que se produce esa escisión o dualidad ya dentro de la propia mente: entra en acción ese “personaje” mental (usualmente parloteando y juzgando) y por eso se crea esa división entre los contenidos de la conciencia y ese aparente sujeto. Anhelos, apegos, rechazos (tal como dices), deseos (dice Balsekar) que aparecen como separados. Así se forma el teatro. Así también hay “representación” o función, es decir, que nos contamos las cosas a nosotros mismos (la mente se explica las cosas a ella misma, es uno de los aspectos de su reflexividad).
Por eso no es descabellado decir que “los pensamientos le son ajenos a uno”. Claro, porque en realidad no hay “uno” que valga. La Mente es impersonal, la Mente está vacía, en el sentido de que no hay un Kōji Kabuto dentro de nuestro Mazinger Z.
En todo caso, aunque no surjan ese personaje ni ese parloteo, ya superados en fases superiores, la noción de un yo, esa funcionalidad, está fortísimamente arraigada. También dice Balsekar:
«No luches contra el ego. Acepta el ego. Tú no lo creaste, sino la Fuente y la Fuente está en proceso de destruirlo en algunos casos».
Hay que observar cómo surge todo esto. Con mucho detenimiento, con mucha calma. Y a la vez sin aprobarlo ni rechazarlo (pues sería redundar en la misma enfermedad de la mente).

Le gusta a 1 persona

Comentario por whatgoesaround

“El pensamiento no es el ego, el pensar es el ego.”
No entiendo lo de ” pensar” , entendería, (que no quiere decir que sea correcto), que el apego o rechazo al pensamiento es el ego.

Le gusta a 1 persona

Comentario por ewilius

Perfecto desde el Sistema-Mente 🙂 aunque preferimos llamarlo sujeto. 🙂

Me gusta

Comentario por

Incluso una persona iluminada no tiene control sobre qué pensamiento va a venir.

Balsekar desde luego no lo estaba… Está expresando una situación tras el Despertar, es decir en el segundo yoga. No sé si más adelante evolucionó su discurso…

Lo de “cuántica” se lo inventa para sonar “cool” por supuesto. No tiene ni la menor idea al respecto de eso (yo tampoco).

Lo que explica Balsekar no tiene nada que ver con lo que comentas tú luego. Hablais de situaciones diferentes.

los pensamientos le son ajenos a uno”

A “uno” fragmentado sí por supuesto. Pero son por supuesto tuyos.

No hay Fuente, no hay Ego.

Me gusta

Comentario por

Lo de Balsekar y su situación… ni idea, ni entro ni salgo. Lo cité porque me pareció pertinente lo que expresa, con cierta relación. A mí, claro. A otros no sé. Sí, expresa una situación tras el Despertar (el surgimiento del pensamiento).
Claro, dice lo de “cuántica” para sonar “cool”. Entiendo que se toma cierta licencia para expresar que la realidad simplemente se desenvuelve, que los hechos suceden, espontáneamente (aunque interrelacionados).
El “uno” fragmentado y si los pensamientos eres tú o son tuyos… claro, totalmente de acuerdo con la puntualización que haces. Creo que son los matices y las limitaciones del lenguaje.
En cuanto a lo de la Fuente… entiendo que la suya es una perspectiva del Advaita Vedanta, como bien era exponente él mismo. Si no me equivoco, esta doctrina siempre lo enfoca hacia el Testigo Único, la Conciencia Última, el Sí Mismo, Brahman, incluso no se cortan en decir divinidad o Dios, u otras expresiones. De alguna manera deifican o le dan cierta entidad de Dios o de Ser a lo que es pura Vacuidad, como sostiene el budismo. Aquí se ha discutido sobre este tema. Pues veo ambas posturas como atractivas y parcialmente en lo cierto. Cuestión de dónde pones el énfasis o cómo lo expones o explicas.

Le gusta a 1 persona

Comentario por whatgoesaround

«En ausencia del sujeto (…) la consciencia-qualias no tiene contrapartida» es equivalente a decir…
«no se genera reactividad».

Me gusta

Comentario por whatgoesaround

Depende lo que quieras decir con reactividad. Nunca insistiré lo suficiente en que se haga el esfuerzo de hablar con propiedad. Lo que no aclareis vosotros me obligais a aclararlo a mi en la respuesta.

Si quieres decir pensamiento reactivo, con estar mindful basta para que no se genere. Eso es posible desde el minuto cero.

Si te refieres a que no hay impacto emocional de ese qualia. La respuesta es que sí. Es correcto dicho así. Pero yo no lo llamaría “reactividad” porque amplías demasiado el concepto, si lo aplicas también a esto básicamente todo es reactividad menos ser un buddha.

Por “la consciencia-qualia no tiene contrapartida” no se quiere decir ninguna de las anteriores, sino simplemente que el teatro cartesiano no existe. No se puede decir mucho más que eso. La no-dualidad de sujeto-objeto no es expresable en palabras. Es algo a vivir. Nadie que no lo haya vivido puede saber que es “qualia sin contrapartida”.

La primera vez que me pasó se explica aquí:

https://blogdetao.org/2014/01/22/no-mind/

Ahora es permanentemente estable.

Me gusta

Comentario por

Desde luego, nunca seré lo suficientemente riguroso y preciso con el empleo de los términos como tú. No hablo con la suficiente propiedad. Por reactividad me refiero a eso, exactamente: el impacto emocional de los qualias Solamente creo que es reactividad a un nivel más profundo, no solamente respecto al pensamiento conceptual.
Efectivamente, es como dices y lo has clavado: “básicamente todo es reactividad menos ser un buddha”. ¿Amplío el término? Pues seguramente lo estoy ampliando.
Te entendí perfectamente, creo yo, con lo de ausencia de contrapartida: quiere decir que ya no hay teatro cartesiano.
En cuanto al enlace a esa entrada, gracias. La leí hace meses. Entiendo a la perfección esas sensaciones o estado o realización. Precisa tú, yo soy más flexible con el lenguaje. Simplemente no hay “contenidos”, o sensación o noción de “contenidos” mentales. Puesto que no hay noción de sujeto no hay división y de rebota tampoco “objetos”, ni siquiera “dentro” de la mente. El resultado es que no hay “mente”, no hay reflejo ni espejo alguno. Pues lo he expresado repetidas veces, Tao…
Ser antes que Ver. Solo-Ser. Afirmar, irradiar, expresar. Has saltado, saltas y afirmas. Ya no piensas ni buscas. Digo “saltar” y quizá otros dirán llegar a la otra orilla. También he expresado “instalarse en ese estado que siempre hemos estado anhelando”, y eso quiere decir vivirlo, encarnarlo. “No pienses que eres, sé. Ya eres”… palabras de Ramana.
Y también he expresado repetidas veces… “la Realidad es un Todo impersonal, sin partes”.
Lo sé, lo sé, lo sé… esto es experiencial, vivencial, y está mucho más allá de las palabras, las descripciones, el lenguaje, el bla bla bla, las teorías. Y de la arrogancia, el fardar y el impresionar.
Si ese estado se ha convertido en permanentemente estable es sencillamente maravilloso.y me alegro mucho. Solo podemos decir “aleluya” o cosas parecidas.
Lo que has expresado en esa entrada yo podría retratarlo de diversas formas. Una sería: “la mente ha dejado de tomar fotografías, incluso de sí misma. Porque esa fotografía es sencillamente imposible. La Inteligencia Es, opera, se expresa. Es pura afirmación”. Dicho esto, cae por su propio peso que no hay ni tiempo ni dualidad alguna.
También lo expresé de estas maneras: “la luz cegadora que todo lo penetra”, “la espada que todo lo corta”. Se esfumó la dualidad e incluso toda idea o especulación sobre la dualidad, o qué es o si hay o no hay. Es sencillo, se acabó todo elucubrar.
Ya vale. Como siempre, ya me estoy pasando.

Le gusta a 1 persona

Comentario por whatgoesaround

Una última vuelta de tuerca… releo mi comentario y me doy cuenta que puede sonar o suena mucho a brutal afirmación del Yo, o la Conciencia, o el Sí Mismo, o el Ser. Al más puro estilo Advaita Vedanta. No, lo he entendido: no existe ser alguno, ni con minúscula ni con mayúscula. No es la afirmación del ego, sino que es su disolución, porque sencillamente no hay ego. Ese es el profundo significado de “impersonal”.

Le gusta a 1 persona

Comentario por whatgoesaround

A ver si lo entendí bien, y no te enfades si no hablo con la suficiente propiedad…,
Hay tres fases , en la primera hay un desapego y/o cesación del intelecto, es el despertar. En la segunda, desaparece la dualidad sujeto objeto, pero sigue habiendo sufrimiento, en la tercera no hay reacción a las reacciones , eliminación del sufrimiento, Budeidad.

Le gusta a 1 persona

Comentario por ewilius

Perdonad si os aprieto con esto, intentaré no hacerlo.

Pero pensad, que si el sistema mente son ¿30 o 40 páginas? es solo un esfuerzo para que podamos hablar bien entre nosotros. Si no es inútil, da igual si os entretenido u os parece una tontería, si no se usa no sirve para nada.

Hay cuatro fases, por eso hay cuatro yogas. Y hay tres despertares o cambios radicales, que se parece más a lo que expresas, porque hablas de conclusiones.

Las conclusiones que indicas serían por tanto en fin del primer, segundo y tercer yoga (el cuatro no concluye).

Tal como lo expresas no me parece mal, pero de la tercera realización no te podría confirmar nada siendo coherente.

¡Ah! donde dices “desapego o cesación”, es desapego, la cesación es en el último.

Un abrazo.

Le gusta a 1 persona

Comentario por

Un abrazo

Le gusta a 1 persona

Comentario por ewilius




Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .



A %d blogueros les gusta esto: