El blog de 道


¿Cómo reducir el pensamiento reactivo? ¿y cómo reducir su influencia? (II)
21/08/2017, 7:46 am
Filed under: Uncategorized

Además han existido también desde siempre estrategias (quizá no intencionadamente) basadas en dogma, en creencias, en ideas metafísicas, para potenciar estas situaciones anteriormente enunciadas.

Por ejemplo , dogmas como “el mundo es un sueño” o “no soy mi cuerpo” ayudan a trabajar muchos puntos de la lista anterior, por ejemplo si tengo un cáncer y me preocupa mi supervivencia, me asaltarán millones de pensamientos al respecto que me afligen, pero si me llego a convencerme que “no soy mi cuerpo” neutralizamos esa situación notablemente.

O el creer que “la realidad o un poder superior vela por ti” refuerza otros muchos puntos de esa lista… etc…

Fíjate que realmente da igual cual es la respuesta final a si “el mundo es un sueño” o “no soy mi cuerpo”, el efecto producido en ti es el mismo si te crees la afirmación y eso es lo relevante.

La discusión metafísica al respecto, que es donde al final pierde el tiempo tanta gente, es irrelevante. Da igual como sea el universo, si tú crees que es un sueño, eso te influirá en determinadas direcciones. ¿No es curioso?

Si lo crees sincera y profundamente hace su efecto.

Si hay un mero convencimiento intelectual, no mucho.

Si no hay ninguna de las dos cosas, pues nada. 🙂

La estrategia funciona, no cabe la menor duda. Y función indenpendientemente de cómo sea la realidad, pero has de creerlo.

Ya decía Nisargadatta que había dos caminos para su propuesta de como llegar a ser jnani: el rápido y el lento. El lento es investigar hasta realizar. El rápido era simplemente creer ciegamente en lo que él decía (y es lo que él mismo afirma que hizo con lo que le decía su maestro).

Pero uno no puede simular o pretender “creer en algo”, eso simplemente no funciona, no sirve para nada o te lo crees o no te lo crees… y eso es notablemente profundo y está notablemente fuera de “tú” control (para cualquier “tú” que se te ocurra).

Llegados a este punto, podemos decir que todo esto que hemos comentado nunca, nunca, va a acabar completamente con el pensamiento reactivo, pero puede reducirlo notablemente y construir una calidad de vida menos aflictiva. Y sobretodo crear un caldo de cultivo muy favorable a la evolución espiritual.

Así como el esfuerzo concentrativo para bloquear el pensamiento no lo reduce, sino que lo almacena como las presas en los ríos (surgirá luego con fuerza) estas estrategias lo reducen pero sin llegar jamás al cero. De ninguna de las dos maneras llegaremos al punto de no-mente, de no pensamiento conceptual sin esfuerzo.

(continua)

 


13 comentarios so far
Deja un comentario

Es muy difícil creer lo que dicen las enseñanzas sin tener una prueba experiencial. Muy difícil.
Es como creer que la Tierra da vueltas alrededor del Sol cuando toda su órbita vista desde el suelo indica lo contrario.

De igual manera, las enseñanzas dicen: “Toda forma es vacía de existencia por su cuenta; depende -entre otras cosas- de la mente que la aprehende”
Pero yo veo todos los fenómenos existiendo realmente. Lejos de ver meras apariencias, percibo existencias reales y entidades separadas.

Muy difícil, repito, creer que todo existe como un espejismo cuando “el mundo” aparece como entidades individuales existentes de forma autónoma e independiente.

Muy difícil.

Le gusta a 1 persona

Comentario por Codorníu

El problema es que nos lo creemos y no lo creemos a la vez. Desde un punto de vista científico se llega también a la conclusión de que todo es una elaboración de la mente, del neúmeno reaccionando consigo mismo, que no hay nada fuera ni dentro, que todo es Uno..
, Pero aún sabiendolo , no me lo acabo de creer hay un rechazo a soltarme en ” lo que es,” como una inercia mental que sigue aferrada a lo de siempre, tal vez por eso llega un momento que las escrituras ya no sirven , hay que soltarlo todo, en ello estoy , no es fácil tampoco….

Le gusta a 1 persona

Comentario por ewilius

*noúmeno 😅

Le gusta a 1 persona

Comentario por ewilius

Se me ocurre un ejemplo: tenemos a una persona que no sabe nadar pero es muy inteligente y culta, se le explica que puede flotar en el mar sin hacer ningún esfuerzo, sólo tiene que relajarse y jugar con la flotabilidad que da el aire en los pulmones, aparte la salinidad del agua salina hace que sea más fácil hacerlo, se le explica de todas las maneras posibles, lo comprende incluso lo visualiza.¡Lo tengo! Piensa él.
Lo arrojamos en mar abierto y su mente le dice una cosa, pero su cuerpo se contrae, sabe que debe relajarse, cree en ello y aún así se ahoga.
Es como.si su mente creyese y su cuerpo no.
Así veo yo la práctica, hay una comprensión y a la vez hay un rechazo que localizo a nivel corporal. ¿ Que hago? Pues perserverar hasta que el cuerpo deje de rechazar, de tener miedo…

Tienes trabajo para cuando vuelvas Tao 😅.

Le gusta a 1 persona

Comentario por ewilius

Muy buen ejemplo.
Gracias.

Me gusta

Comentario por Codorníu

No sé ewilius,…..si la perseverancia requiere de esfuerzo no resultará: esfuerzo = voluntad + razón,..pero entrega, la entrega tal vez sí porque pone en funcionamiento la intuición, la confianza,..la libertad..en fín que me hago la misma pregunta que tú…¿cómo entregarse sin esforzarse? ¿cómo hacerlo?

Le gusta a 1 persona

Comentario por bernat

SIn perseverancia no hay senda espiritual.

Pero debemos entenderla despegada del esfuerzo mental.

Para entenderlo bien hay que distinguir el esfuerzo mental entendido como sufrimiento mental guiado por objetivos, de la propia perseverancia.

Es como cuando alguien te dice que va a trabajar feliz y contento porque le gusta.

Si cada mañana se despierta feliz por ir a trabajar seguramente hay perseverancia sin sufrimiento mental. Ese es el punto.

El que se levanta cada mañana, nunca falla al trabajo, siempre lo da todo, pero le parece más bien una carga con la que debe cumplir. Ese se ha salido de ese punto dulce de equilibrio. Esa actitud es tristemente habitual en el zen japonés, va mucho con su cultura, pero está excesivamente manchada por “el deber” que no es otra cosa que “una obligación” social o auto-impuesta.

Debemos intenatar encontrar ese punto dulce en nuestra práctica, pues la indolencia no nos llevará lejos, a pesar de lo que digan algunos neo-maestros tan de moda… Ellos han visto con claridad cuan de limitante es el esfuerzo mental, pues directamente es dukkha, pero no han visto o no transmiten cuan poco ofrece una indolencia pasiva.

Le gusta a 1 persona

Comentario por

El problema es que nos lo creemos y no lo creemos a la vez.

Si me permite apuntar aquí:

El problema es que lo creemos conceptualmente pero no profundamente (no-conceptualmente o como quieras decirlo)

Es otro ejemplo de como lo conceptual no puede influenciar lo no-conceptual.

Es interesante verlo y reflexionar sobre ello.

Le gusta a 1 persona

Comentario por

Si por lo que dices, la práctica concentrativa sólo acumula los pensamientos para luego surgir con fuerza ¿para que cultivar los jhanas? ¿tal vez para hacer algún otro tipo de práctica en los momentos en que no hay pensamientos? ¿o sólo hacer la suficiente práctica concentrativa para obtener lo que llaman “concentración de acceso”? ¿o te refieres a que esta práctica se vuelve errónea si se hace sólo con el objetivo de bloquear pensamientos?

Le gusta a 2 personas

Comentario por bernat

¿o te refieres a que esta práctica se vuelve errónea si se hace sólo con el objetivo de bloquear pensamientos?

Me refería a esto.

Tras llegar al primer jhana, el pensamiento no surge pero no es bloqueado. Simplemente no surge. Así que no hay nada que bloquear.

Desde mi punto de vista, y aunque no recomiendo el cultivo de jhanas, creo que hasta llegar al primero ni tan siquiera has empezado a meditar.

Y pocos llegan al primero.

Por eso no me parece demasiado eficiente.

Antes de eso, del primer jhana, estás realizando una práctica que no te acerca en absoluto a lo que aquí hemos llamado hace poco yo-consciente. Sino que simplemente entrena el observador consciente.

Llegados al primer jhana, la situación podría mejorar, si adquirimos el suficiente prajna para identificar a ese yo-consciente y retomarlo en el día a día. Pero eso no suele ser habitual porque lo único que se busca es ir al segundo jhana… etc…

Entonces en estas prácticas así encaradas solemos acabar con individuales que tienen una capacidad de profundización mental impresionante pero que en cuanto se levantan del cojín parece que han perdido toda sabiduría…

Le gusta a 1 persona

Comentario por

Hay un documental francés del 2016 titulado “Consciencia, el poder de la mente” donde explica desde el punto de vista científico como la mente crea la realidad que percibimos. Se puede encontrar en You Tube. Es muy interesante.

Le gusta a 3 personas

Comentario por Chk

Tambien se pueden tener en cuenta los escritos de Peirce sobre como se establecen las creencias. Por ejemplo el articulo “La fijación de la creencia” que aunque es de hace casi siglo y medio no por eso es de menos actualidad para el tema que tratamos.
http://www.unav.es/gep/FixationBelief.html

Le gusta a 1 persona

Comentario por hapax

¿Cuál es el autor? Lo he buscado y no me aparece.

Me gusta

Comentario por Codorníu




Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s



A %d blogueros les gusta esto: