El blog de 道


Autoconsciencia y ciencia
27/02/2013, 7:37 pm
Filed under: Descripcions | Etiquetas: , , , ,

Schore (1994) afirma “aunque se piensa usualmente que la (auto)consciencia connota solamente procesos cognitivos, el envolvimiento de procesos afectivos es un componente esencial”. En efecto, a través de la continua interacción de cierta actividad somática y fisiológica de la consciencia primaria con los procesos de ordenamiento de la consciencia de orden superior, es que se van trasformando los estados emocionales en experiencias emocionales. Más aún, puede decirse que gracias a la posibilidad de observarse como un objeto relacionado a la autoconsciencia, la dimensión emocional aparece como tal; sin aquella última permanecería constantemente referida al mundo externo. Un estado emocional es una “constelación particular de cambios de actividad somática y neurofisiológica” (Lewis, M. 1993) que en un sentido general caracteriza a los mamíferos y se relaciona específicamente con la evolución del sistema límbico (Mac Lean, P. 1993). Es gracias a la participación de la corteza prefrontal que en los seres humanos dichos estados emocionales se van articulando de un modo complejo, posibilitando la aparición de la experiencia emocional. Esta última corresponde a la “interpretación y evaluación que hace un individuo de su estado y expresión emocional” (Lewis, M. 1993). En otras palabras, para poder construir una experiencia emocional a partir de un estado se requiere que el individuo focalice y atienda, como parte de sí mismo aquellos estados así como la situación en que ocurren. La evidencia empírica (Hart, D. y Karmel, M.P., 1996) demuestra que, como debiera esperarse, para alcanzar una experiencia emocional rudimentaria e incipiente los infantes deben auto-reconocerse y eso no ocurre sino hasta alrededor de los 2 años y medio. Sin embargo, aunque la transformación de estados en experiencia emocionales es una habilidad que se inicia en la niñez, este no acaba nunca a lo largo del ciclo vital, más aún es un proceso que debe ser llevado a cabo (en complejidad creciente) momento a momento y con la participación permanente de los procesos de la consciencia de orden superior. Así, en esta actividad constante de construir ciertas experiencias y no otras, se va elaborando un marco de referencia (e identidad) experiencial específico y personal.

(*) Científicamente ya está más que claro que no nacemos con auto-consciencia, ni “personalidad”, ni “ego”, ni “sensación de Yo o Ser”, todos los autores indican esa primera infancia (del año a los tres) como su periodo de creación.

Por otro lado, la autoconsciencia es una habilidad claramente relacionada con la regulación somática y fisiológica del individuo en la medida que mediatiza y controla cierta actividad de la consciencia primaria que, de otro modo, sería automática. En efecto, se ha demostrado, por ejemplo que cierta intensidad de estimulación interna y la necesidad de organizar información fisiológica facilitan o aceleran la emergencia del auto-reconocimiento como instancia reguladora

(*) La autoconsciencia mediatiza la actividad automática de la consciencia primaria. Es por eso que los artistas zen primero “eliminan la auto-consciencia” y luego pueden pintar o tirar al arco de forma automática y perfecta. Justo eso es “fluir” y por eso en el Zen se habla de “el estado natural”.

Por último, aunque la posibilidad de auto-reconocerse o de auto-observación que posee un niño es limitada, las consecuencias que implican son muy notorias con respecto a la configuración del dominio emocional, específicamente a partir de las emociones básicas y su interacción con la autoconsciencia surgen las llamadas emociones autoconscientes (Lewis 1993, 1998) que incluyen la vergüenza, envidia y empatía. Esta emociones permiten o posibilitan un incremento en la flexibilidad y complejidad de la coordinación del niño en el contexto social (Parker,S.T.,1998).

(*) “Lo social” es otra de las claves. Por eso no es casual que junto con el silencio (el no-lenguaje) todas las prácticas místicas incluyan recomendar el “retirarse del mundo” de una manera u otra. Uno solo es “Yo” con respecto a otros, sin otros no hay “Yo” (lógicamente), seguramente un niño nacido en soledad absoluta no desarrollará idea de Yo o auto-consciencia, o en todo caso será muy rudimentaria.

El lenguaje es una variable clave en el proceso anteriormente descrito, es a través de éste que es posible realizar distinciones de la actividad global e indiferenciada de la consciencia primaria, sea esta referida a sí mismo o no. En otras palabras, gracias al lenguaje y la posibilidad que otorga de “hacer referencia a” es que se puede construir un marco conceptual complejo del sí mismo y el mundo paralelo a la actividad psicofisiológica y somática de la consciencia primaria.

(*) El lenguaje crea conceptos, incluso (o especialmente) de nosotros mismos, y a partir de elllos ya es posible auto-manipularnos mediante referencia nuestro propio interior…

La evidencia actual (Povinelli, D. y Preuss, M. 1995; y Povinelli, D y Eddy, T. 1996) demuestra que la capacidad de generar teorías de la mente, si bien es una habilidad que depende del auto-reconocimiento y sus consecuencias, es una innovación evolutiva reciente ya que en los grandes simios, en los que se observa el auto-reconocimiento y emociones autoconscientes rudimentarias (Parker, S.T., 1998) no se ha encontrado. No es difícil deducir que aquella habilidad está directamente relacionada con la evolución de la corteza prefrontal (Povinelli, D. y Press, M. 1995) y el lenguaje. En efecto, tal como explicamos, la consciencia de orden superior no requiere del lenguaje propiamente tal para su emergencia, como se observa en los grandes simios, pero sí para su complejización y articulación como se observa en humanos.


Dejar un comentario so far
Deja un comentario



Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s



A %d blogueros les gusta esto: